19 julio 2008

Petroleras en Irak, pacto con el diablo.

Para el fin de semana y si tienen tiempo un artículo de Noam Chomsky titulado: Petroleras en Irak, pacto con el diablo. En este artículo denuncia la doble moral de EUA en la invasión a Irak y sus verdaderos motivos. Igualmente, muestra como el poder crea su propio discurso para justificar sus acciones, no importando la opinión pública.

6 comentarios:

  1. Al parecer el señor Chomsky no se mantiene al día. El artículo que mencionas, fechado y publicado originalmente el 8 de julio en el Khaleej Times, un diario de los Emiratos Arabes Unidos, habla de "El acuerdo que negocian el Ministerio de Hidrocarburos de Irak y cuatro empresas petroleras occidentales..."

    Pues bien, dicho acuerdo, no era UN ACUERDO, sino múltiples contratos y no se están negociando, ¡ya se negociaron! y fueron otorgados a múltiples empresas de diversos países el pasado 30 de junio.

    En una nota publicada en el New York times públicada el 19 de junio http://www.nytimes.com/2008/06/19/world/middleeast/19iraq.html se habla de las negociaciónes y el otra del 30 de junio de que el gobierno de EUA reconoció haber participado en el diseño de los contratos.http://www.nytimes.com/2008/06/30/world/middleeast/30contract.html

    Supongo que poco importan la exactitud y la actualidad, cuando se está ideológicamente motivado y se escribe para o se lee La Jornada o el Khaleej Times.

    ResponderEliminar
  2. El buen Noam es genial, prácticamente mi tesis fue insnpirada por él.

    En materia de derecho intarnacional humanitario es una gran referencia.

    ResponderEliminar
  3. Ya estaba acostumbrado a que le cambiaran el nombre a las películas al traducir su título del inglés al Español. Lo que sí me cayó de sorpresa fue que le cambiaran el título al texto del señor Chomsky, de "It's the Oil, stupid!" (¡Es el petróleo,estúpido!) a "Petroleras en Irak, pacto con el diablo".

    Eso me recordó a "Million Dollar Baby" o "Golpes del destino".

    ResponderEliminar
  4. Ramón,

    El que ya se hayan otorgado los contratos de asignación directa sólo refuerza el argumento de Chomsky, a pesar de su falta de exactitud y actualización en sus datos. Malo si hubiera información más actual que contradijera su argumento. Entonces, si estaría pésimo que se publicara algo así.

    Ahora, obviamente se trata de un acuerdo y los contratos son solo la expresión formal de este mismo acuerdo. Otorgar concesiones directamente a estas empresas sin un concurso, sólo puede responder a motivaciones políticas y no económicas. EUA e Inglaterra no se podían dar el lujo que compañías Rusas, de India o Chinas obtuvieran una tajada del pastel petrolero de Irak.

    Por otra parte, hay algo que dices que me parece muy poco ecuánime:

    “Supongo que poco importan la exactitud y la actualidad, cuando se está ideológicamente motivado y se escribe para o se lee La Jornada o el Khaleej Times.”

    Básicamente descalificas a cualquiera que lea o escriba en La Jornada, diciendo que no son exactos, que son poco actuales y que sólo les importa cierto tipo de discurso. Si bien es cierto que La Jornada (al igual que otros periódicos) tienen su línea ideológica editorial, eso no hace automáticamente des-calificable su información. Me parece un exceso.

    Además, yo no se tú, pero yo desconozco la línea editorial del Khaleej Times y no por eso lo descalifico automáticamente. En realidad, lo que me importa es el artículo de Chomsky, no en dónde fue publicado.

    Finalmente, las traducciones suelen ser fatales muchas veces en este país. Supongo que los traductores les gusta tener su propio protagonismo o que los editores les gustan los títulos sensacionalistas para llamar la atención. Me parece que menosprecian a su público.

    Neto,

    ¿y de que fue tu tesis?

    ResponderEliminar
  5. Pues mi asesor se fue contra de mi después de unos comentarios sobre su forma de impartir clase (creo que no supo manejar sus sentimientos al respecto ).

    En general me fue bien, los que se supone serían "mis dolores de cabeza" en el examen, compartieron mis ideas (por cierto trataba de los presos en Guantánamo) mientras que mi asesor buscaba ponerme en ridículo.

    Pero bueno, no deja de ser una anécdota que a la mejor posteo.

    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Mi intención no era descalificar a todos los lectores y escritores de esos diarios aunque mis palabras, evidentemente, dan a entender eso. Por ello pido una disculpa.

    Sin embargo, esta claro que es común que muchos escritores son propensos dadas a sus simpatías políticas o motivaciones ideológicas a incurrir en imprecisiones o a omitir ciertos detalles si esto les resulta útil para su causa y si sus lectores comparten esas motivaciones y simpatías a no ponerles mayor atención.

    Si bien es cierto que La Jornada no es el único periódico en donde tal cosa ocurre, en mi opinión es un uno que se destacaría por ello. Pero como dije, esa es una opinión y puedo estar equivocado.

    Hasta donde sé empresas de las que podrían llamarse "no occidentales" también se llevaron parte de los contratos, aunque no los más importantes. También entiendo que se trata de contratos de corto plazo.

    Seguramente habría motivaciones políticas (algo de esperar cuando un gobierno asigna cualquier contrato) en la asignación de los contratos, pero no me extrañaría que también se atendieron aspectos técnicos y económicos.

    Casi todos estaríamos de acuerdo que el métodos más transparentes como el concurso o la subasta serían preferibles. Y será precisamente el método de subasta abierta el que se empleará para los contratos de largo plazo y por ende los más atractivos.

    http://www.nytimes.com/2008/07/01/world/middleeast/01iraq.html?scp=3&sq=iraq%20oil%20contracts&st=cse

    Pero supongo que acusarán a esos procesos de estar "amañados".

    Muy probablemente la motivación para la guerra de Iraq no haya sido la paranoia, la premura, la pésima información de inteligencia, el belicismo y la irracionalidad... quizás el verdadero motivo detrás era hacer negocio con el petróleo de Iraq.

    Pues bien si ese era el objetivo, muy mal les ha salido el negocio. Han pasado 5 largos años, se han gastado miles de millones de dólares y perdido millares de vida en la guerra y apenas van por los contratos... que tendrán que disputarle a empresas no occidentales...

    En retrospectiva, la guerra fue un grave error, un error criminal si se gusta. Pero como siempre, es muy fácil hablar a toro pasado.

    ResponderEliminar