26 octubre 2010

Platica de taxi y narco.

Platicando con un taxista camino al aeropuerto de Mazatlán hablamos un poco sobre la violencia del narco. Yo saque a colación la plática para saber cómo sentía él este asunto en Sinaloa. El me comentó que Mazatlán tenían sus “zonas” de violencia y los lugares tranquilos eran los turísticos y el centro. Dentro de todas las cosas que me comentó, era su percepción de que los jóvenes ya no querían trabajar, que preferían salir a vivir la “vida loca” en sus camionetas. Me afirmo que la mayoría de los sicarios de los narcos de la zona tenían entre 18 y 27 años.  Además, que  ya no se puede ir al norte manejando tranquilo, pues hay muchos retenes falsos, con policías, federales o militares falsos, que sólo se dedican a asaltar y extorsionar.

También, me platicó de un amigo suyo que se fue a vivir a Ciudad Juárez y que trabajaba para una empresa gabacha en el Paso, Texas. Su amigo había venido a Mazatlán hace poco y le comentaba que ya se quería ir a vivir del otro lado. Pensaba vender su casa, pero le parecía sumamente difícil hacerlo, porque Juárez se estaba quedando vacía. Su amigo le dijo que desea vender su casa en 500 mil pesos y que tiene que ser rápido, pues están perdiendo valor las propiedades por la violencia. Él compro su casa en 800 mil pesos y ahora unos pocos años después valía solo 500 mil y temía que cayera aun más de precio.  Con ese dinero no le alcanza para comprarse algo en EUA, pero al menos para iniciar le basta. Igualmente, le comentó que muchos de los dueños y directivos de las empresas de Cd. Juárez ya no viven en México y se han mudado al Paso.

… una plática triste he de admitir. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario